Menú+

¿Terapia Obsidiana & Psicoterapia? Surá Lillo

Publicado el Dic 31, 2013 por en Página de Inicio, La Psique, La Obsidiana., Terapia Psicoenergética con Obsidiana., Web Therapy | 0 comentarios

¿TERAPIA DE OBSIDIANA & PSICOTERAPIA? Surá Lillo

A propósito de un enfoque terapéutico de la Psique.(**)

(COP) La psicoterapia es el tratamiento que tiene como objetivo el cambio de pensamientos, sentimientos y conductas.

La Terapia con Obsidiana es un tratamiento que tiene como objetivo ayudar al cambio del sistema de creencias de la persona, estas creencias determinan su conducta. La terapia de Obsidiana alude al psiquismo de la persona, proyectándose los traumas de la psique de forma totalmente consciente, por tanto habilita los propios recursos del paciente para establecer los cambios de conducta que dificultan su bienestar.

(COP) La Psicoterapia se lleva a cabo entre un profesional con la formación y las habilidades necesarias para facilitar el cambio psicológico, y el paciente/cliente que requiere la ayuda para aliviar los síntomas que le producen un grado de sufrimiento importante.

La terapia de Obsidiana se lleva a cabo por un profesional debidamente cualificado en su uso y manejo. El terapeuta de Obsidiana es unprofesional de la Medicina Complementariadonde combina el conocimiento “ancestral” y terapéutico de la herramienta, así como una visión cuántica y holística de la Salud.

El uso de la Obsidiana en la antigüedad data de la edad del hierro existiendo multitud de referencias históricas. Donde su uso pasaba de materia prima para la elaboración de armas, con fines ornamentales-rituales y también existen referencias de su uso dentro de la medicina. Sobre todo en el México Precolombino.

Por las cualidades energéticas de la Obsidiana esta se convierte en una herramienta útil para trabajar la “Psique” de la persona, ya que la Obsidiana es una piedra Psíquica que alude al inconsciente.

Por ello el trabajo con esta herramienta requiere un marco de trabajo terapéutico con el Terapeuta cualificado en el uso y manejo de esta herramienta.

Por un lado el cliente de este tratamiento busca en concreto esta herramienta y de manera totalmente consciente opta por trabajar su “sombra”.

En la Terapia de Obsidiana trabajamos en el ámbito de la “Psique” por tanto estamos hablando de una Terapia de la “psique” o psicoterapia de índole energética y holística ya que su afectación afecta todos los planos, físico, emocional y mental.

(COP) En Psicoterapia, la persona que llega a terapia, cualquiera que sea la naturaleza de sus síntomas psicológicos, se encuentra en un estado de desmoralización que puede ser caracterizado por: pérdida de la autoestima, sentimientos de incompetencia, desvalimiento y desesperanza. Esa sensación de incompetencia subjetiva deja al individuo incapaz para afrontar las demandas del medio ambiente y con frecuencia le lleva a confundir el significado de los síntomas, a exagerar su severidad, a temer volverse loco, etc.

El paciente de la terapia de obsidiana también se encuentra en medio de una crisis existencial o con una dolencia o patología crónica que le impide vivir en armonía consigo mismo.

El tratamiento con La Terapia de obsidiana brinda al paciente un entendimiento de sus dolencias así como la toma de responsabilidad en su proceso de sanación. El terapeuta de Obsidiana acompaña al cliente desde el total conocimiento de los mecanismos energéticos que abre la obsidiana. Conteniendo a la persona en el proceso.

En terapia de manera amorosa y consciente el cliente/paciente puede transitar por los registros energéticos inconscientes que se develan.

(COP) Los síntomas de los que se quejan las personas que solicitan psicoterapia son variados, afectan a la experiencia personal, la relación con los demás o dificultan de forma significativa sus actividades cotidianas. El malestar con frecuencia se manifiesta a través de ansiedad, depresión, estrés, conflictos con la pareja, dificultades en las relaciones sexuales, etc. o dan lugar a ciertos comportamientos que interfieren la vida de una persona en distintas áreas, como por ejemplo las adicciones (alcohol, drogas, etc.) los referidos a la alimentación (anorexia nerviosa, bulimia, etc.). Resumiendo, las circunstancias que llevan a una persona a solicitar ayuda profesional son diversas y complejas.

A este tipo de tratamiento con Obsidiana llegan personas con diferentes patologías que no han resuelto con éxito a través de otras vías ordinarias, o personas que buscan conocerse a sí mismos, personas que quieren vivir un proceso de crecimiento personal.

El tratamiento con la obsidiana es completamente valido y demostrado científicamente como una herramienta para erradicar los traumas, los defectos del “ego”. Puesto que su afectación vibra en frecuencia infrarroja, la frecuencia de la tierra, por tanto nos lleva a una conexión con nuestra parte más densa, nuestra sombra. La cual se proyecta en todos los síntomas físicos y psíquicos que acarrea la persona. Pero también brinda la fuerza para afrontar los conflictos.

En el tratamiento con Obsidiana, la persona va desplegando su inconsciente siempre acompañado por su terapeuta. Cuando una persona sufre es importante comprender el dolor y la magnitud del mismo. Solo cuando hemos tenido una experiencia de sanarnos como individuos y la debida formación en la materia, manejo de los campos sutiles, tenemos la fuerza para transmitir esto a nuestros clientes/pacientes.

(COP) La psicoterapia propicia cambios congruentes con los objetivos que desea alcanzar el cliente. Proporciona orden al caos facilitando la comprensión de ideas y acciones que habían sido confusas. Conduce a cierto alivio al capacitar a la persona para afrontar ansiedades y tensiones que habían sido evitadas. Conduce a nuevas oportunidades para aprender modos diferentes de pensar, sentir y actuar. En definitiva, provoca que la sensación de malestar progresivamente vaya dejando paso a la de dominio y control personal.

La Terapia de Obsidiana propicia cambios tangibles en la vida de las personas, ayuda a aceptar la propia realidad y avanzar en el camino. La persona mejora su salud sustancialmente y recupera las ganas de vivir, de darse nuevas oportunidades.

(COP) El cómo se consiga depende del problema que plantee el paciente, de las metas que quiera conseguir y en gran medida del modelo teórico seguido por el terapeuta, puesto que cada perspectiva en psicoterapia se caracteriza por un conjunto de conceptos y principios que explican cómo ocurre el cambio. La naturaleza, ritmo y objetivos de las intervenciones quedan en parte definidos por la orientación teórica del terapeuta.

El modelo teórico que transita el terapeuta de Obsidiana transita un marco terapéutico de índole energética donde se conjugan el cerebro emocional con el racional dando lugar a la integración de la sombra. Lo que se asemeja al proceso de “individuación” desarrollado por Jung.

Los principios que propician el cambio dentro de la terapia de obsidiana son dos: por un lado las características de la obsidiana, su alto contenido en Hierro que hacen que su afectación tenga lugar en los campos sutiles de la persona, permitiendo que su campo se ionice de iones negativos permitiendo la transmutación y detonación energética del inconsciente. Por el otro lado el trabajo dentro del marco terapéutico donde esos contenidos del inconsciente pueden ser integrados en terapia con la ayuda del terapeuta de Obsidiana, este aspecto es de fundamental relevancia ya que sin el trabajo de integración queda el vórtice abierto sin su consiguiente resolución.

El enfoque y marco terapéutico de la terapia de obsidiana lo encuadramos a nivel Arquetípico desde una visión Junguiana, para Jung los arquetipos tienen vida propia y se manifiestana través del campo emocional como una reacción inconsciente, es decir que escapa a mi control.

El Terapeuta de Obsidiana sabe que trabajar adecuadamente implica un manejo del aspecto energético sutil o campos energéticos además de un conocimiento del lenguaje particular de la “psique” de su cliente, para ello recabara en un análisis exhaustivo de su cliente, que se despliega a lo largo del proceso terapéutico.

(COP) Para la Psicoterapia convencional, la concepción filosófica que subyace al psicoanálisis, la modificación de conducta o la perspectiva humanista difiere en cuanto a las causas atribuidas a las conductas y a la definición de los procesos de cambio, siendo lógico que cada terapeuta se identifique más con una de ellas. Pero la flexibilidad al mantener dichas teorías permite que en la práctica se utilicen las estrategias y los principios clínicos que conducen a una mayor eficacia en la psicoterapia. En esta dirección, distintos autores han concluido que los efectos de las psicoterapias parecen deberse más a los factores comunes que comparten que a las técnicas o procedimientos terapéuticos específicos de cada una de ellas.

Es importante señalar que la figura del terapeuta y su propio método imprimen un valor a sus técnicas puesto que ha de servir de ejemplo e inspiración a sus clientes. No son los títulos o las técnicas solas las que traen éxito al tratamiento sino las “personas”.

Quizás para la Psicoterapia Avanzada la Terapia con Obsidiana sea desconocida, pero en Países como México ya es reconocida por el Ministerio de Educación y Sanidad y en Perú, como una herramienta terapéutica comprobada científicamente su eficacia como tratamiento “alternativo”.

(COP) Algunos de los aspectos comunes de los tratamientos exitosos con Psicoterapia y Terapia de Obsidiana son:
-Los pacientes se encuentran insatisfechos con sus pensamientos, sentimientos y/o conductas y buscan ayuda.
-Los terapeutas procuran crear una atmósfera emocional cálida, de apoyo y respeto, no crítica, favorecedora de la confianza y la esperanza.
-Se establece una alianza terapéutica para fomentar una actitud positiva hacia el tratamiento y la motivación para asumir riesgos que permitan al paciente experimentar conductas, sentimientos y procesos de pensamiento nuevos.
-Las intervenciones se diseñan para aliviar el sufrimiento y favorecer cambios congruentes con los objetivos del cliente.
-Buscan la asimilación e integración en la vida del cliente de los aprendizajes emocionales, conductuales y cognitivos significativos.
-Neutralizan los miedos irracionales.
-Conciben estrategias para cambiar los patrones de conducta desajustados, las creencias irracionales, las emociones disfóricas y las formas autoderrotistas de relacionarse con otros.
-Favorecen la transferencia de las nuevas conductas hacia la vida diaria del cliente propiciando así actitudes saludables.

La Terapia de Obsidiana y su marco de trabajo terapéutico coinciden 100% con el enfoque de la Psicoterapia, por tanto si podemos denominar a la Terapia de Obsidiana una Psicoterapia, pero quizás desde una consciencia más energética, más totalizadora.

La Obsidiana como una Terapia de La Psique o más bien una Psicoterapia es solo una forma de definir un tratamiento terapéutico serio y a la altura de otras disciplinas terapéuticas de reconocido prestigio.

Seguimos avanzando.

(**) Hemos utilizado en este escrito la Definición de Psicoterapia facilitada por la COP (Colegio Oficial de Psicólogos)

Sura Lillo

Terapeuta de la Psique con Obsidiana (SITO)

Psicosomática Clínica (BNE)

www.mujerdespierta.es

Enviar un Comentario